Translate

martes, 17 de febrero de 2015

LA AUTORIDAD DE LA PALABRA

Descendió Jesús a Capernaum, ciudad de Galilea; y les enseñaba en los días de reposo. 32 Y se admiraban de su doctrina, porque su palabra era con autoridad.

LUCAS 4:31-32


Amada iglesia de Jesucristo, hay muchas personas que pretenden en su soberbia (y nosotros en algún momento fuimos iguales) que Jesús venga nuevamente y les enseñe en persona; como si le fuesen a obedecer al Señor, cuando ni siquiera le obedecen a la voz del Siervo de Dios ni a lo escrito en las Sagradas Escrituras; comportándose como los fariseos hipócritas que decían que Jesús tenía demonio, y haciéndolo así con sus siervos.

Hay una gran diferencia entre decir lo que pienso, lo que me gusta, lo que me dicen, lo que aprendí, y decir lo que Cristo dijo. Nuestras palabras, sin respaldo de la Palabra de Dios, no tienen autoridad alguna, y no deben ser obedecidas; mas si es Palabra de Dios debe ser obedecida aunque no nos guste, porque los mandamientos de Dios son vida.

Por otro lado, si usted quiere diferenciar si una Palabra proviene del Señor o no, primero lea la Biblia, y luego vea si le duele; si le duele lo mas probable es que esa palabra provenga de Dios. Porque la Palabra de Dios es espiritual y nosotros carnales, vendidos al pecado; y por lo tanto nos duele.

Porque sabemos que la ley (de Dios) es espiritual; mas yo soy carnal, vendido al pecado.

ROMANOS 7:14

Porque la palabra de Dios es viva y eficaz, y más cortante que toda espada de dos filos; y penetra hasta partir el alma y el espíritu, las coyunturas y los tuétanos, y discierne los pensamientos y las intenciones del corazón. 13 Y no hay cosa creada que no sea manifiesta en su presencia; antes bien todas las cosas están desnudas y abiertas a los ojos de aquel a quien tenemos que dar cuenta.

HEBREOS 4:12-13

Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; ¿quién lo conocerá? 10 Yo Jehová, que escudriño la mente, que pruebo el corazón, para dar a cada uno según su camino, según el fruto de sus obras.

JEREMÍAS 17:9-10

AMADA IGLESIA NUNCA SE GUIE POR EL CORAZÓN, NI POR LO QUE LE GUSTA; Y AUNQUE LE DUELA OBEDEZCA A LA PALABRA DE DIOS, PORQUE SOLO EN ELLA ESTÁ LA VERDAD Y LA VIDA.

Mis hermanos la Palabra del Señor es con autoridad porque Él nos dejó ejemplo a seguir; y si bien nosotros debemos imitar ese ejemplo, no es excusa para dejar de obedecer una Palabra de Dios porque el siervo que la dijo no da buen ejemplo, porque la Palabra vino del Señor y Él si nos dejó ejemplo, y ejemplo perfecto a seguir; y por nuestras obras seremos juzgados.

Amada iglesia, si nosotros obedecemos a la Palabra de Dios, la AUTORIDAD de la Palabra hará que en nuestra vida ella se cumpla para vida eterna; como cuando dice:

Porque yo no he hablado por mi propia cuenta; el Padre que me envió, él me dio mandamiento de lo que he de decir, y de lo que he de hablar. 50 Y sé que su mandamiento es vida eterna. Así pues, lo que yo hablo, lo hablo como el Padre me lo ha dicho.

JUAN 12:49-50

Mas si le somos rebeldes, la AUTORIDAD de la Palabra se cumplirá en nuestras vidas pero para muerte; como la Palabra que dice:

Al que oye mis palabras, y no las guarda, yo no le juzgo; porque no he venido a juzgar al mundo, sino a salvar al mundo. 48 El que me rechaza, y no recibe mis palabras, tiene quien le juzgue; la palabra que he hablado, ella le juzgará en el día postrero.

JUAN 12:47-48


RECUERDE MI HERMANO, LA PALABRA DE JESUCRISTO ES LA MAYOR AUTORIDAD, PORQUE ES LA PALABRA DE DIOS; Y JESUCRISTO ES LA PALABRA Y VIDA ETERNA PARA LOS QUE LA OBEDECEN.
DEBEMOS MOVERNOS SIEMPRE DENTRO DE LA PALABRA DEL SEÑOR, PORQUE ÉL NO ES HOMBRE PARA MENTIR, SINO QUE ES DIOS Y SUS PALABRAS VERDADERAS, Y CON AUTORIDAD, PORQUE EJEMPLO PERFECTO DE AMOR, DE VERDAD Y DE PODER NOS DEJÓ.

PREDIQUE CON LA AUTORIDAD DE LA PALABRA DE CRISTO, Y VIVA EN ELLA, PARA SALVACIÓN SUYA Y DE LOS QUE LE OYEREN.


DIOS TE BENDIGA AMADA IGLESIA DE CRISTO.



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM