Translate

domingo, 23 de noviembre de 2014

¡PRESTA ATENCIÓN!

Y Samuel dijo: ¿Se complace Jehová tanto en los holocaustos y víctimas, como en que se obedezca a las palabras de Jehová? Ciertamente el obedecer es mejor que los sacrificios, y el prestar atención que la grosura de los carneros. 23 Porque como pecado de adivinación es la rebelión, y como ídolos e idolatría la obstinación.

1 SAMUEL 15:22-23


¿Leyó? Amado de Dios. No son sacrificios lo que Dios quiere (pues ya lo hizo Cristo) sino que se obedezca Su Palabra. La religión oficial de este país profesa un cristianismo de sacrificios e hipocresías, en donde no se enseña la Palabra de Dios, sino que solo se establecen en determinados días, ciertas cosas arbitrarias, no verdaderas, en los cuales las personas hacen sacrificios, como por ejemplo, no comer carne en viernes y/o jueves santo, repetir algunos rezos para lograr el perdón de los pecados, o colgar una imagen muerta en sus paredes, y así creen cumplir con Dios, pero no conocen lo que está escrito en la Biblia. Muchos que se dicen cristianos, viven de la misma manera, haciendo ciertos sacrificios pero cumpliendo la Palabra a su manera, como a ellos les parece, de forma incompleta, tal como hizo Saúl en el contexto del pasaje bíblico que leímos antes.

¿QUÉ ES LO QUIERE DIOS? OBEDIENCIA, Y QUE SE LE PRESTE ATENCIÓN A SU PALABRA. OBEDIENCIA INCOMPLETA ES IGUAL A DESOBEDIENCIA.

Amada iglesia, el Señor no podrá llevarse en el arrebatamiento a un pueblo dormido, desatento, perezoso, y que vive como le parece; nuestro Padre ya dejó establecido cuál es la forma de vivir que quiere de sus hijos. Tenemos que comprender que si muchos de nosotros no le obedecíamos a nuestros padres, o no los tuvimos para que nos corrigiesen, nuestra carne rebelde, habituada a moverse conforme le parece, tampoco le querrá obedecer a los pastores, a los siervos que Él nos puso para guiarnos, y si no le obedecemos a los que vemos, mucho menos a Dios que no le vemos.

Es necesario y urgente, que prestemos atención a toda la Palabra de Dios, a nuestras debilidades, y estar velando y atentos; como soldados de Jesucristo, vigilando para no caer en tentación y para correr en ayuda por el necesitado, especialmente y mayormente en el área espiritual, de la Salvación del alma, y por la obra de Dios en cuanto podamos colaborar.

No es un día especial, o unas horas en la iglesia lo que Dios pide, sino una vida de consagración y santidad, haciendo lo que Dios nos manda, y ocupando el lugar que Dios nos mandó ocupar, para luego dar cuentas de la responsabilidad que Dios puso sobre nosotros.

Aquel siervo que conociendo la voluntad de su señor, no se preparó, ni hizo conforme a su voluntad, recibirá muchos azotes. 48 Mas el que sin conocerla hizo cosas dignas de azotes, será azotado poco; porque a todo aquel a quien se haya dado mucho, mucho se le demandará; y al que mucho se le haya confiado, más se le pedirá.
LUCAS 12:47-48

Recuerde mi hermano amado, que mas allá de la condenación a la que estén destinados los que son rebeldes a los mandamientos de Dios, solo existen dos caminos, y uno solo que lleva a Dios, JESUCRISTO, el CREER y OBEDECER sus MANDAMIENTOS.

Este atento amado hermano y hermana, vigilante, velando, orando, conociendo los engaños del enemigo para no caer en error y en maldición. Estamos viendo hoy en día, por ejemplo, como en muchas iglesias, las madres no controlan a sus hijos, y los dejan hacer lo que quieren, no escuchando ella, ni PRESTANDO ATENCIÓN a la Palabra a causa de la distracción del pequeño, ni dejando escuchar y PRESTAR ATENCIÓN a los demás; y si el Pastor les corrige diciéndoles que tengan a sus hijos en sujeción corrigiéndolos en casa, se duelen, se enojan y se apartan; escuchando, de esta manera, y dándole la victoria sobre ellas y sus hijos al diablo. En otras iglesias caen en el error de separar a los niños y dejarlos aparte, para que, dicen ellos, no “molesten”, lo cual tampoco es la solución, ni lo correcto; pues lo correcto, aunque cueste, es soportar e ir corrigiendo con amor, firmeza y oración al niño, para que aprenda a estar en sujeción, junto a sus padres, y recibiendo de igual modo la bendición del Señor.

Y le presentaban niños para que los tocase; y los discípulos reprendían a los que los presentaban. 14 Viéndolo Jesús, se indignó, y les dijo: Dejad a los niños venir a mí, y no se lo impidáis; porque de los tales es el reino de Dios. 15 De cierto os digo, que el que no reciba el reino de Dios como un niño, no entrará en él. 16 Y tomándolos en los brazos, poniendo las manos sobre ellos, los bendecía.

MARCOS 10:13-16

AMADA IGLESIA, NO TE DEJES ENGAÑAR, RECIBE LA CORRECCIÓN, LA CUAL ES AMOR; PRESTA ATENCIÓN A LA PALABRA; GUÁRDATE DEL ENGAÑO DEL ENEMIGO, Y VÍSTETE DE LA VERDAD. ESTAMOS EN LOS ÚLTIMOS TIEMPOS, Y CUALQUIER EXCUSA ES BUENA PARA SATANÁS Y PARA LOS REBELDES, A FIN DE CAER Y HACER CAER EN ERROR Y MALDICIÓN.

NO DURMAMOS; LA SALVACIÓN QUE CRISTO NOS COMPRÓ A PRECIO DE SANGRE, ES TAN GRANDE, QUE NO LA DEBEMOS DESCUIDAR POR NADA. EL ENGAÑO ESTÁ A LA PUERTA, Y SI NO PRESTAMOS ATENCIÓN CAEREMOS EN ERROR. Y EL PRIMERO QUE NOS ENGAÑARÁ ES NUESTRO CORAZÓN, NUESTRA PROPIA PRUDENCIA.


EL SEÑOR TE BENDIGA, AMADA IGLESIA DE JESUCRISTO Y TE DE LA FORTALEZA PARA OBEDECER. PAZ, SHALOM.



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM