Translate

viernes, 7 de febrero de 2014

¿POR QUÉ LA MALDAD VA EN AUMENTO?

Así dijo Jehová: Paraos en los caminos, y mirad, y preguntad por las sendas antiguas, cuál sea el buen camino, y andad por él, y hallaréis descanso para vuestra alma. Mas dijeron: No andaremos. 17Puse también sobre vosotros atalayas, que dijesen: Escuchad al sonido de la trompeta. Y dijeron ellos: No escucharemos. 18Por tanto, oíd, naciones, y entended, oh congregación, lo que sucederá. 19Oye, tierra: He aquí yo traigo mal sobre este pueblo, el fruto de sus pensamientos; porque no escucharon mis palabras, y aborrecieron mi ley. 20¿Para qué a mí este incienso de Sabá, y la buena caña olorosa de tierra lejana? Vuestros holocaustos no son aceptables, ni vuestros sacrificios me agradan. 21Por tanto, Jehová dice esto: He aquí yo pongo a este pueblo tropiezos, y caerán en ellos los padres y los hijos juntamente; el vecino y su compañero perecerán.

JEREMÍAS 6:16-21


Amada iglesia de Jesucristo, la Palabra de Dios nos enseña que la maldad ira en aumento, y que por lo tanto no vendrán días mejores; que los profetas y los sacerdotes (en su gran mayoría) enseñan y profetizan mentira, y que el pueblo así lo quiso.

¿Cuál es una de las razones por la que ocurre esto?

LA REBELDÍA, TRANSMITIDA Y MULTIPLICADA, POR MEDIO DE LA LEY DE LA SIEMBRA Y LA COSECHA, DE LOS PADRES SOBRE LOS HIJOS.

Usted sabe que si siembra una semilla, esta crece, se hace árbol y da fruto, el cual contiene muchas mas semillas, cada uno; multiplicándose así en gran manera.

Así, todo buen árbol da buenos frutos, pero el árbol malo da frutos malos. 18No puede el buen árbol dar malos frutos, ni el árbol malo dar frutos buenos. 19Todo árbol que no da buen fruto, es cortado y echado en el fuego. 20Así que, por sus frutos los conoceréis.
MATEO 7:17-20

Así vemos también las enseñanzas de los padres sobre los hijos, principalmente malas. Como cada miembro de la familia debería cumplir el rol, el lugar, la responsabilidad, que Dios le dio a cada uno en Su orden perfecto de las cosas, el cual muchos transgreden.

Vemos mujeres ocupando el lugar del hombre, queriendo ser cabeza y no columna del hogar, y así enseñando a sus hijas.

Vemos hombres siendo infieles y malos ejemplos, no yendo a la iglesia a buscar la Salvación y la bendición para su familia, no tratando a su mujer como vaso frágil, y así enseñando a sus hijos.

Vemos mujeres trabajando fuera de sus hogares, no criando tiempo completo a sus hijos, no respetando a su marido, y así enseñando a sus hijas.

Vemos familias divididas donde el varón está por un lado, la mujer por el otro, los adolescentes por otro, y los niños por otro, y así enseñando a la sociedad, mutuamente.

Vemos hogares que se están por destruir o destruidos y que ninguno va a buscar de Dios para la restauración de dicho hogar demostrando así cada uno su soberbia, altivez y egoísmo, al no buscar del Creador y de Su Hijo quien nos amó.

Vemos niños enseñados por el televisor y por sus compañeros de escuela y no por sus padres.

Vemos como resultado madres cada vez mas jóvenes y menos preparadas para ser madres, ya que no fueron enseñadas a ser hijas, mucho menos pueden ser madres; y ellas mismas enseñadas a ir a trabajar fuera del hogar, para de esta manera lograr una independencia y buena posición económica que las libre de depender de un hombre en el cual no pueden confiar, o de depender de un solo “sueldo” al no saber, como buenas hijas de Dios, administrar el dinero; todo esto en lugar de buscar de Dios y esperar en Él, el marido que Dios les preparó para ellas, y en el momento justo para que se unan (estando ambos preparados, en obediencia a Dios, para cumplir sus roles, y llevar adelante su responsabilidad); evitando así los problemas que sufren las parejas del mundo, y el sufrimiento de los hijos, los cuales por esta razón se vuelven mas rebeldes, siendo detractores de lo bueno, de Dios; ya que Dios es Amor y unión de familia, y ellos no conocieron esto, por lo tanto no creen a Dios, y se rebelan contra sus mandamientos, naturalmente, y para su propia destrucción; dejando así una mala y peor siembra a sus hijos que vendrán después, cometiendo los mismos errores que sus padres, y mayores, por estar alejados de Dios.

Para entender un poco mejor esto: AL SER LOS HIJOS NO BIEN ENSEÑADOS, TAL VEZ NO CRIADOS POR SUS MADRES, REBELDES Y NO ACOSTUMBRADOS A OBEDECER A SUS PADRES, CUANDO POR ALGÚN MOTIVO LLEGAN A LA IGLESIA, LES CUESTA HORRORES OBEDECER (y muchos no lo hacen jamás) A SUS PASTORES (los cuales ven como extraños con respecto a sus padres, a los cuales tampoco aprendieron a sujetarse).

Y SI NO OBEDECIERON A SUS PADRES Y A SUS PASTORES, A LOS CUALES PUEDEN VER CON SUS OJOS, MUCHO MENOS OBEDECERÁN A DIOS, A QUIEN NO PUEDEN VER, AUNQUE MUCHOS DIGAN QUE SI LE ESTÁN SUJETOS, NO ES VERDAD.

CLARO QUE ESTO NO PERMANECE HASTA EL FIN EN ABSOLUTAMENTE TODOS, YA QUE DIOS EN SU MISERICORDIA SE RESERVÓ UN PEQUEÑO REMANENTE QUE SE SALVARÁ Y PERMANECERÁ FIEL, OBEDECIENDO A SUS MANDAMIENTOS, EN EL CUAL CONFIAMOS ESTAR, en el remanente, Y ESTAREMOS SI SOMOS HUMILDES Y OBEDIENTES, A DIOS, PERMANECIENDO EN ELLO HASTA EL FIN.

y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará. 13Mas el que persevere hasta el fin, éste será salvo.
MATEO 24:12-13

ES DE TODOS ESTAS REBELDÍAS QUE SE MULTIPLICAN DE GENERACIÓN EN GENERACIÓN (de padres a hijos) POR ÁRBOLES MALOS Y FRUTOS MALOS (y malas semillas); LO CUAL CUMPLE LAS PALABRAS DEL PROFETA JEREMÍAS y DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO, PARA ESTOS ÚLTIMOS TIEMPOS, DONDE TANTO EL "MUNDO", COMO “HERMANOS” Y “HERMANAS” EN CRISTO, “PASTORES”, E HIJOS DE CADA UNO DE ELLOS, Y “PROFETAS”, como principalmente enfocamos en este mensaje, VIVEN Y ENSEÑAN MENTIRA Y ENGAÑO DE SUS CORAZONES.

MUCHOS DICEN: PAZ, PAZ; Y EL MENSAJE VERDADERO ES: ¡ARREPIÉNTETE PORQUE VENDRÁ ESPADA Y DESTRUCCIÓN!.

NO PREDIQUES NI VIVAS LIVIANDAD; NI TE ACOMODES A LA SOCIEDAD EN QUE VIVES. MANTENTE EN JESUCRISTO

Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos. 9No os dejéis llevar de doctrinas diversas y extrañas; porque buena cosa es afirmar el corazón con la gracia, no con viandas, que nunca aprovecharon a los que se han ocupado de ellas.
HEBREOS 13:8-9

ESFUÉRZATE POR ENTRAR POR LA PUERTA ESTRECHA.

ESFUÉRZATE POR SER DE ESE PEQUEÑO REMANENTE QUE SE SALVARÁ.


ESFUÉRZATE POR OBEDECER, A TUS PADRES, A TUS PASTORES, Y A DIOS.



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM.AR