Translate

sábado, 23 de noviembre de 2013

CUÁNDO VOLVER ATRÁS

Aconteció en los días que gobernaban los jueces, que hubo hambre en la tierra. Y un varón de Belén de Judá fue a morar en los campos de Moab, él y su mujer, y dos hijos suyos. El nombre de aquel varón era Elimelec, y el de su mujer, Noemí; y los nombres de sus hijos eran Mahlón y Quelión, efrateos de Belén de Judá. Llegaron, pues, a los campos de Moab, y se quedaron allí.
RUT 1:1-2

Mis amados hermanos la historia de Noemí y su familia encierra una gran enseñanza para nosotros, los hijos del Dios Altísimo. Veamos parte de esta historia.

En primer lugar, la Biblia nos dice que Elimelec y su familia dejaron Belén de Judá, porque había hambre en su tierra y se fueron a morar en Moab. Recordemos que los moabitas son los descendientes de Lot y no están contados entre la nación Israelita, sino que eran un pueblo que tenía otros dioses, y no adoraban a nuestro único y verdadero Dios.

Mis amados hermanos la historia dice que Elimelec dejó su tierra porque había hambre y no porque Dios le dijo que lo hiciera. Escogió Moab porque había alimento, no porque Dios lo enviase allá. 

Hermanos amados ¿Cree usted que es buena la decisión que tomó este varón?

Veamos como continúa esta historia.

Y murió Elimelec, marido de Noemí, y quedó ella con sus dos hijos, los cuales tomaron para sí mujeres moabitas; el nombre de una era Orfa, y el nombre de la otra, Rut; y habitaron allí unos diez años. Y murieron también los dos, Mahlón y Quelión, quedando así la mujer desamparada de sus dos hijos y de su marido.
RUT 1:3-5

Mis amados hermanos, está claro que esta tierra no fue de bendición para Elimelec pues murió él. Sus dos hijos tomaron lógicamente mujeres moabitas, y sabemos que no es la voluntad de Dios que su pueblo se una a extranjeras que tienen otros diose. Pero a mas de esto, también murieron sus dos hijos quedando estas tres mujeres desamparadas.

Veamos que hizo Noemí, quien era ahora la cabeza de esta familia.

Entonces se levantó con sus nueras, y regresó de los campos de Moab; porque oyó en el campo de Moab que Jehová había visitado a su pueblo para darles pan. Salió, pues, del lugar donde había estado, y con ella sus dos nueras, y comenzaron a caminar para volverse a la tierra de Judá. Y Noemí dijo a sus dos nueras: Andad, volveos cada una a la casa de su madre; Jehová haga con vosotras misericordia, como la habéis hecho con los muertos y conmigo. Os conceda Jehová que halléis descanso, cada una en casa de su marido. Luego las besó, y ellas alzaron su voz y lloraron, y le dijeron: Ciertamente nosotras iremos contigo a tu pueblo.
RUT 1:6-10

Iglesia amada de Jesucristo, Noemí tomó una sabia decisión que fue REGRESAR A SU PUEBLO, a ese Dios que nunca desampara a los suyos, sino que simplemente lo disciplina porque se apartan de ÉL. No olvidemos que esta historia aconteció en los tiempos de los jueces, tiempo de apostasía en el pueblo de Israel, tiempo en que continuamente se apartaban de la adoración al verdadero Dios para irse tras dioses ajenos, tiempo en el cual cada quien hacia lo que bien le parecía.

Cuando Noemí envía a sus nueras de regreso a sus familias, ellas deciden seguirla; sin embargo ...

Y Noemí respondió: Volveos, hijas mías; ¿para qué habéis de ir conmigo? ¿Tengo yo más hijos en el vientre, que puedan ser vuestros maridos? Volveos, hijas mías, e idos; porque yo ya soy vieja para tener marido. Y aunque dijese: Esperanza tengo, y esta noche estuviese con marido, y aun diese a luz hijos, ¿habíais vosotras de esperarlos hasta que fuesen grandes? ¿Habíais de quedaros sin casar por amor a ellos? No, hijas mías; que mayor amargura tengo yo que vosotras, pues la mano de Jehová ha salido contra mí.
RUT 1:11-13

Noemí sentía que la mano de Dios estaba contra ella por todo lo que le había pasado e insistió a sus nueras para que volviesen a su tierra y parentela; intentando convencerlas de que al lado de ella no tenían ningún futuro posible.

¿Y qué pasó?

Y ellas alzaron otra vez su voz y lloraron; y Orfa besó a su suegra, mas Rut se quedó con ella. Y Noemí dijo: He aquí tu cuñada se ha vuelto a su pueblo y a sus dioses; vuélvete tú tras ella. Respondió Rut: No me ruegues que te deje, y me aparte de ti; porque a dondequiera que tú fueres, iré yo, y dondequiera que vivieres, viviré. Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios mi Dios.
RUT 1:14-16

Finalmente, Orfa volvió atrás con su familia; pero Rut decidió seguir a su suegra y al Dios de su suegra. Le recomiendo leer todo el libro de Rut y verá que hizo Dios con esta preciosa mujer que a pesar de las adversidades decidió seguir a este Dios Todopoderoso, que casi no conocía e irse a vivir a un pueblo al que no pertenecía.

¿Sabe que pasó Iglesia amada? seguro que sí. Esta varona, Rut, fue incorporada por Dios a su pueblo, haciéndola a la postrer la bisabuela del Rey David y ascendiente según la carne de nuestro amado Señor Jesucristo. Y a través de ella Noemí también fue grandemente bendecida. Nuestro Dios las bendijo a ambas y de ser menos que una sierva, pasó a ser señora y dueña de tierras y lo mas maravilloso, pasó a ser HIJA DEL DIOS ALTÍSIMO.

Ahora pues, hermanos, creo que hemos aprendido muchas cosas de esta historia.

NUNCA MOVERNOS DE NUESTRO LUGAR SIN LA GUÍA DE DIOS Y MENOS A CAUSA DE NUESTRAS NECESIDADES MATERIALES COMO LO HIZO ELIMELEC.

JAMÁS RETROCEDER A LA VIEJA VIDA EN EL MUNDO, SIN DIOS, COMO LO HIZO ORFA.

VOLVER ATRÁS AL CAMINO DE VIDA, CUANDO ME EQUIVOQUÉ Y ME APARTÉ DE DIOS COMO LO HIZO NOEMÍ.

Y NO ABANDONAR JAMÁS A JESUCRISTO A PESAR DE LAS ADVERSIDADES CUANDO LE HEMOS CONOCIDO, COMO RUT, PORQUE A SU TIEMPO ÉL NOS BENDECIRÁ.


DIOS BENDIGA GRANDEMENTE TU VIDA IGLESIA DE JESUCRISTO Y ESPERO QUE ESTA HISTORIA TE HAYA SIDO DE TANTA BENDICIÓN COMO A MÍ.


"EL QUE TIENE OÍDOS PARA OÍR QUE OIGA
Y OBEDEZCA PARA SER BENDECIDO"



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9) 

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”. 

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM.AR