Translate

jueves, 28 de noviembre de 2013

COMO DEBEN SER LAS PALABRAS DE UN PASTOR

Las palabras de los sabios son como aguijones; y como clavos hincados son las de los maestros de las congregaciones, dadas por un Pastor. Ahora, hijo mío, a más de esto, sé amonestado.

ECLESIASTÉS 12:11-12


La mayor parte de la gente que conoce a Cristo, o mas bien que ha conocido algo del Evangelio, habiendo recibido una bendición de parte de Dios, no suelen buscar que Dios complete la obra en sus vidas, ni desean tener un compromiso con Dios aprendiendo a hacer Su Voluntad. Hay quienes continúan en la iglesia, congregando, pero buscan hacerlo en donde las palabras que se hablen allí no le ofendan ni le incomoden demasiado; al ser gente que no conoce lo espiritual, buscan estar donde su carne, o sea sus sentimientos, estén cómodos, tranquilos, mayormente aquellos que no han tenido una infancia o crianza en sujeción a sus padres.

También existen "cristianos" de años de conocer el Evangelio, y aun pastores, que piensan que los siervos de Dios debemos predicar de una manera que no ofenda a nadie, como quien lisonjea o adula con las palabras, o al menos sin levantar la voz o utilizar palabras fuertes, especialmente en contra del pecado.

En este pasaje, el Espíritu Santo de Dios, a través del rey Salomón, el hombre mas sabio del mundo, nos dice claramente que LAS PALABRAS DE LOS SABIOS Y DE LOS PASTORES (AQUELLOS SABIOS, PASTORES REALMENTE) SON COMO AGUIJONES Y COMO CLAVOS HINCADOS, lo cual produce profundo dolor y muchas veces constante.

Asi que amado hermano y amado lector, si quiere sabiduría, si quiere ser sabio, si desea ser instruído por un sabio, y asi alcanzar Salvación para su alma y la de sus seres amados, no se quede donde se sienta cómodo sino donde le digan la verdad, y las palabras le duelan, pero le corrijan y enderecen, para así no salir del camino de vida.

Hay quienes les duele que le digan que deben perdonar, sin embargo si uno no perdona no puede ser perdonado por Dios; hay quienes les duele que se les predique de los diezmos, sin embargo los mezquinos y avaros no heredarán el Reino de los Cielos; hay quienes les duele que se les diga que deben obedecer a sus pastores y estar sujetos a ellos, sin embargo sin obediencia no hay FE, y sin FE es imposible agradar a Dios.

Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta; para que lo hagan con alegría, y no quejándose, porque esto no os es provechoso.
HEBREOS 13:17

Y aunque era Hijo, por lo que padeció aprendió la obediencia; y habiendo sido perfeccionado, vino a ser autor de eterna salvación para todos los que le obedecen
HEBREOS 5:7

RECUERDE ESTO: SI LAS PALABRAS DE SU PASTOR NUNCA LE HAN INCOMODADO, MEJOR SALGA CORRIENDO DE ESA IGLESIA, PORQUE AHI NO LE PREDICAN LA VERDAD, POR LO TANTO NO LE AMAN, Y SI NO AMAN ALLÍ NO ESTÁ DIOS, NI LA SALVACIÓN.

SI NO TIENE PASTOR, USTED SE ENCUENTRA SIN GUÍA Y POR LO TANTO NO PODRÁ CAMINAR DERECHO A SALVACIÓN, POR EL SIMPLE HECHO DE LA DESOBEDIENCIA A DIOS AL NO TENER UN PASTOR Y UNA IGLESIA DONDE CONGREGAR FIELMENTE.

NO SE OLVIDE QUE CUANDO JESUCRISTO PREDICÓ POR PRIMERA VEZ EN SU TIERRA, YA LO QUISIERON MATAR, PORQUE LES PREDICABA LA VERDAD, CON AUTORIDAD, CON SABIDURÍA.

Y en verdad os digo que muchas viudas había en Israel en los días de Elías, cuando el cielo fue cerrado por tres años y seis meses, y hubo una gran hambre en toda la tierra; pero a ninguna de ellas fue enviado Elías, sino a una mujer viuda en Sarepta de Sidón. Y muchos leprosos había en Israel en tiempo del profeta Eliseo; pero ninguno de ellos fue limpiado, sino Naamán el sirio. Al oír estas cosas, todos en la sinagoga se llenaron de ira; y levantándose, le echaron fuera de la ciudad, y le llevaron hasta la cumbre del monte sobre el cual estaba edificada la ciudad de ellos, para despeñarle. Mas él pasó por en medio de ellos, y se fue.

LUCAS 4:25-30


EL CRISTIANO, EL HIJO DE DIOS, EL SABIO, EL QUE DESEA ALCANZAR SALVACIÓN PARA ÉL Y PARA LOS QUE LE RODEAN, DEBE SER GUIADO POR EL AMOR DEL ESPÍRITU Y LA OBEDIENCIA A LA PALABRA DE DIOS, SIEMPRE, Y NO POR LOS SENTIMIENTOS DEL CORAZÓN, EL CUAL ES ENGAÑOSO Y PERVERSO.

Engañoso es el corazón más que todas las cosas, y perverso; ¿quién lo conocerá? Yo Jehová.
JEREMÍAS 17:9


EL QUE TIENE OÍDOS PARA OÍR, OIGA LO QUE EL ESPÍRITU DICE A LAS IGLESIAS



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM.AR