Translate

lunes, 16 de septiembre de 2013

AMADO DE DIOS, ERES COMO LA VARA DE AARÓN

5Y florecerá la vara del varón que yo escoja, y haré cesar de delante de mí las quejas de los hijos de Israel con que murmuran contra vosotros. 6Y Moisés habló a los hijos de Israel, y todos los príncipes de ellos le dieron varas; cada príncipe por las casas de sus padres una vara, en total doce varas; y la vara de Aarón estaba entre las varas de ellos. 7Y Moisés puso las varas delante de Jehová en el tabernáculo del testimonio. 8Y aconteció que el día siguiente vino Moisés al tabernáculo del testimonio; y he aquí que la vara de Aarón de la casa de Leví había reverdecido, y echado flores, y arrojado renuevos, y producido almendras.
NÚMEROS 17:5-8


Hermanos amados, varias son las cosas que reflexioné al leer esta Palabra, pero hoy me referiré a dos de ellas.

En primer lugar, de cada familia de Israel, Dios escogió uno como príncipe, responsable de la casa de su padre. Asimismo, hermanos amados, hoy Dios escoge de cada familia uno que llevará la carga de toda su casa, que debería ser el varón primogénito como dice la Biblia, (todos los primogénitos son de Dios), sin embargo muchas veces esto no se cumple y son las mujeres las que terminan llevando la carga que deberían llevar los hombres, porque muchos hombres como Esaú dan prioridad a las cosas de este mundo y desprecian o menosprecian las cosas de Dios dejando su primogenitura en manos de sus esposas, madres o hijas.

Amada Iglesia de Jesucristo, que bueno sería que cada uno lleve la carga que le corresponde y no dejemos en manos de otro las obligaciones que son nuestras. No olvide que cuando Esaú vendió su primogenitura por un plato de guiso, perdió la bendición de Dios, y aún cuando se arrepintió y procuró con lágrimas recuperar sus bendiciones, ya era tarde, Dios se las había entregado a Jacob.

En segundo lugar, meditaba que la vara que floreció es la que pertenecía al escogido de Dios. Hermano amado, quizás hoy te sientas como muerto como estaba esa vara, y a tus ojos te ves como cualquier desafortunada persona de este mundo que no conoce a Dios. Sin embargo hermano amado, la Palabra del Señor nos enseña que los hijos de Dios, sus amados, sus escogidos, reverdecerán igual que esa vara, y no solo reverdecerán sino que también florecerán, darán frutos y tendrán nuevos brotes. No caigan tus brazos, ni desmayes, sigue adelante, no pierdas la Fe, ni las esperanzas, sigue buscando del Señor, sigue esperando en ÉL, que pronto al igual que esa vara verás que se producirá en ti un cambio muy grande. Vuelve a buscar de Dios de todo tu corazón en oración, en ayuno, en obediencia, para que seas lleno del Espíritu Santo, que a lo mejor estaba contristado en tu corazón. No olvides que la Presencia del Señor en nuestras vidas a través de su Santo Espíritu es lo que nos da vida. Sin ÉL, aunque estemos vivos, estamos muertos.

Quizás muchos murmuran de ti o se quejan; no temas, ni desmayes, el Señor hará algo en ti como lo hizo con la vara de Aarón y todos verán que ÉL te escogió y te amó. Dios nunca desampara a sus hijos.

RECUERDA IGLESIA AMADA, EL HIJO DE DIOS ALEJADO DEL SEÑOR JESUCRISTO AUNQUE VIVA ESTA COMO MUERTO. SIN EL ESPÍRITU SANTO SOMOS COMO EL VALLE DE LOS HUESOS SECOS DEL PROFETA EZEQUIEL, QUE SOLO VOLVIERON A VIVIR CUANDO EL ESPÍRITU DEL SEÑOR ENTRÓ EN ELLOS.

¡EN EL NOMBRE DEL SEÑOR JESUCRISTO, SE LLENO DEL ESPÍRITU SANTO, LEVÁNTATE, PONTE SOBRE TUS PIES Y AVANZA!


"EL QUE TIENE FE PARA CREER, CREA Y RECIBA"



Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA   WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM.AR