Translate

miércoles, 28 de agosto de 2013

"NO SOMOS LOS DUEÑOS DE LA OBRA, SOLO INSTRUMENTOS DE DIOS"

15¿Se gloriará el hacha contra el que con ella corta? ¿Se ensoberbecerá la sierra contra el que la mueve? ¡Como si el báculo levantase al que lo levanta; como si levantase la vara al que no es leño!
ISAÍAS 10:15

 
Hermanos amados, tenemos un Dios misericordioso, que entregó a su Hijo Jesucristo para libertarnos del infierno y de la eterna perdición, pagando el precio de nuestras almas en su sangre derramada por amor a todos nosotros.

Amada Iglesia de Jesucristo, está bien que reconozcamos a Dios como nuestro Padre, pero también es necesario que le tratemos como a tal; sin olvidar que, como dice la Biblia, ÉL nos creó y no nosotros a nosotros mismos.

Es muy importante recordar esto, que no nos hemos creado solos, por tanto ¡cuál es nuestra gloria!, si tan solo somos hechura y no hacedores.

Sin embargo, como dijo el profeta Isaías en este versículo que estamos meditando hoy, muchos se olvidan que somos como el hacha o la sierra, simplemente instrumentos de Dios, y se glorían, olvidándose que no se mueven por si mismos, sino que quien los usa es el Padre y que el dueño real de la Gloria es ÉL.

Hermanos amados, quien pretende robarle la gloria a Dios, está en serio peligro de perdición de su alma, porque la Biblia nos enseña, que Dios no comparte su Gloria con nadie. Quien cree que él es su propio Dios y no lo reconoce a Jesucristo como tal, pero, no solo con los labios, sino también con los hechos, se ha extraviado de la verdad, el enemigo ha entrado en su corazón con un espíritu de soberbia, por lo cual Dios lo mirará de lejos y está en riesgo si no se arrepiente de tener el mismo destino que satanás y sus seguidores.

Note como aumenta cada día la influencia de satanás sobre la humanidad. En estos tiempos, muchos hijos se creen superiores a sus padres, los gobiernan y verdaderamente creen que son mas sabios que ellos, los menosprecian y aún muchos hijos maltratan verbalmente y hasta físicamente a sus padres. Esta rebelión, hermanos, viola el mandamiento de Dios, que nos dice que debemos honrar a nuestros padres para tener largura de días y que las cosas nos vayan bien. Esta soberbia de los hijos los iguala a satanás, quien también se creyó superior a Dios.

Amada Iglesia, asimismo hoy, hay muchos hijos de Dios que se creen superior al Padre, no solo porque se glorían de las obras de Dios, si no porque también al no obedecer a la Palabra de Dios y hacer conforme a su parecer, están diciendo que son mas sabios que el Padre Celestial. Este espíritu de superioridad al Padre no proviene de Dios, sino de satanás, quien tal hace o cree, se ha extraviado de la verdad, no ama al Dios Altísimo y si no se arrepiente le espera la perdición eterna.

Iglesia amada de Jesucristo, no olvidemos jamás que somos instrumentos y no tenemos derecho a cuestionar a Dios, siendo rebeldes, soberbios, queriendo robarle su gloria, no respetando su Voluntad. Al igual que el hacha y la sierra, debemos hacer nuestro trabajo obedientemente y dejar que el Hacedor de la obra nos maneje como ÉL quiere. Dios los bendiga.


"EL QUE TIENE OIDOS PARA OIR QUE OIGA"


 
Si quieres ser Hijo de Dios es necesario hacer la siguiente confesión de FE (Romanos 10:9)

“Señor Jesucristo te recibo como único Señor y Salvador de mi vida; perdona mis pecados y ayúdame a seguirte todos los días de mi vida junto con mi familia”.

Si ya lo hiciste, te bendecimos y bienvenido a la familia de Dios. Contáctanos y te diremos que hacer a continuación.



MINISTROS PASTORES YOZZIA   WWW.JESUCRISTOESLAVIDA.COM.AR